Identidad Caribe

Jorge Oñate, una voz que se ‘apaga’ sin legado en el folclor

Jorge Oñate, una voz que se ‘apaga’ sin legado en el folclor

Jorge Oñate, una voz que se ‘apaga’ sin legado en el folclor

Mantenerse 50 años vigentes en un folclor cada día más competitivo y marcado por una euforia comercial que desconoce los valores y baluartes de un arte musical llamado vallenato, es una tarea que solo pueden hacerla completica los grandes artistas, de esos que ya no vuelven a salir ni volviendo al génesis de la música vallenata.

Jorge Oñate representa eso, una grandeza entre lo más grande que ha tenido la música del Valle del Cacique Upar, del que tenemos que reconocer, no estará por siempre alegrando con su voz, las mejores parrandas para que las nuevas generaciones no olviden su gran aporte a una cultura folclórica, sin osar pisotear su nombre.

El significado de este cantor para la música vallenata es tal, que podríamos decir, que el Festival Vallenato nació con él, o que él, nació con el Festival Vallenato, pues esos nombres se empezaron a conocer en 1.968, uno como la fiesta de acordeones más grande que existe hoy, y el otro como la voz más potente y educada que ha tenido nuestro folclor.

La voz de Jorge Oñate, tal vez no sea la más pegajosa, pero sí es, la voz que se tendrá que respetar y tener como referente a la hora de cantar.

50 años cumplió en su carrera musical, los mismos que cumplió el Festival de la Leyenda Vallenata, y hasta de eso se olvidaron, qué mejor homenaje para el folclor que haberle rendido una demostración pública de afecto y cariño al cantante que dividió en dos la historia de nuestro folclor vallenato, y además de eso, reconocerlo como el hermano gemelo del Festival, ya que como aporte musical, los dos nacieron el mismo año.

Nada es eterno en el mundo, una verdad de a puño, la voz de Jorge Oñate en cumplimiento del ciclo natural de la vida, se apaga paulatinamente causando una enorme preocupación en quienes vivimos pendientes de las raíces del folclor de la Provincia de Padilla, pues con desasosiego vemos, que en su testamento musical no hay adjudicatario alguno de su voz.

El legado del Cantor de La Paz Cesar, no quedó en la garganta de las nuevas generaciones herederas de nuestra música vernácula, ni siquiera en sus hijos, pues por ahí he visto a uno, que apodan ‘El Huracán’, si mal no estoy se llama Jorge Luis, crudamente tengo que decirlo, no canta nada, y mucho menos heredó el timbre y color de voz de su papá.

Que Jorge Oñate no tenga un imitador o algún referente para que recoja toda esa canastada de canciones éxitos y mantenerlas vivas en el corazón de los amantes del vallenato, no significa que su voz y su legado no sea un proyecto ambicioso, lo que pasa es que Jorge Oñate es dueño de una voz única que cualquiera no podrá imitar. Ojalá surgiera pronto un cantante con ese mismo estilo para mantener ese legado en el folclor.

Muchos artistas tienen imitadores por doquier, porque sus voces tienen un ‘timbre’ fácil de igualar, es fácil caer en la nota por decirlo de alguna manera, pero hay otras voces como la de Oñate, que son únicas y tal vez en ese orden pudimos escuchar quienes tuvimos el privilegio, a un Armando Moscote, que era de ese corte musical.

Identidad Caribe la Identidad del Caribe Colombiano, deja este sello musical de autoría del desaparecido Máximo Movil, ‘Mujer conforme’ en la voz de Jorge Oñate y el acordeón de Emiliano Zuleta Díaz, para refrendar todo lo que he expuesto de esta maravillosa voz.

Deja tú opinión aquí

Comenta con Facebook

Contactos

Judiciales

Estadísticas

  • 2006Página de inicio:
  • 636188Total de lecturas:
  • 163Lecturas hoy:
  • 256Lecturas ayer:
  • 528559Total de visitas:
  • 137Visitantes hoy:
  • 187Visitantes ayer:
  • 1403La semana anterior:
  • 2179Visitantes por mes:
  • 181Visitantes por día:
  • 2Visitantes conectados:
  • febrero 15, 2017El contador comenzó el: